Leandro Miguel Alcaraz, de 26 años, fue asesinado por dos jóvenes que subieron al colectivo en San Justo y no poseían tarjeta SUBE para abonar el pasaje.

El chofer del colectivo de la línea 620, interno 103, recibió el ataque el domingo, alrededor de las 18, en Virrey del Pino, partido de La Matanza. Según los testigos del hecho, a pesar de que no tenían cómo pagar el pasaje, Alcaraz los llevó hasta Bueras y Concordia, donde al bajar del vehículo le dispararon y perdió la vida al instante.

Un pasajero tomó  el control del colectivo, y se dirigió al hospital Evita. Pese a esto, el chofer  llegó sin signos vitales ya que los disparos fueron directos al cráneo y  al tórax.

El caso está siendo investigado por el fiscal José Luis Maroto, que junto al grupo de investigadores no descartan que los homicidas estuvieran alcoholizados.

Unos de los delegados de la línea 620, Antonio Petkovsek, dijo: ” Lo que queremos es un paro nacional, más allá de que nos dijeron que atraparon a los asesinos”. Además agregó: ” Necesitamos cámaras y botones antipanico en los colectivos”.