El Foro Económico Mundial (FEM) publicó su informe acerca de la brecha salarial mundial. Los resultados fueron publicados durante este mes y se obtuvieron del análisis en 144 países. Se tuvo en cuenta la participación política femenina, el acceso a la educación y salud, la igualdad económica y laboral de cada uno de los países analizados. El resultado es desalentador ya que, por primera vez en 10 años, la paridad entre hombres y mujeres tuvo retrocesos.

Los países que lideran el ranking con más igualdad son: Islandia con 12% de brecha. Luego siguen Noruega, Finlandia y Suecia. En el lado opuesto se encuentran Yemen, Pakistán y Siria.

Según FEM, las diferencias de retribución entre hombres y mujeres en el mercado laboral es del 32% (promedio general). Esto significa que las mujeres tienen el 68% de oportunidades en comparación con el varón. No sólo perciben sueldos más bajos por realizar la misma tarea que los hombres, sino que además son escasas las oportunidades de acceso a sueltos altos y de desarrollarse en áreas como ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas.

Sólo considerando el aspecto económico, Argentina se encuentra en el puesto 111 (de 144 países).

El FEM concluye que  para que las mujeres alcancen una real equidad en  participación política, acceso a la educación, a la salud, la igualdad económica y laboral, tienen que pasar 100 años.

Esta información debería crear consciencia para generar políticas públicas que aceleren la equidad y paridad a nivel mundial.