Al grito de “Estoy harta del progresismo estúpido” la diputada Elisa Carrió enfrentó a Stolbizer y a Federico Masso en torno a un debate sobre el banco de alimentos. La oposición abandonó el recinto y pidió una medida disciplinaria.

En el día de ayer, y quedando ya los últimos proyectos por tratar en la Cámara de Diputados, Elisa Carrió tuvo un exabrupto que le costó el repudio de sus pares, el abandono del recinto y por ende la quita del quorum a la sesión. El debate giraba en torno a la ley de Emergencia Alimentaria y la donación de alimentos por parte de empresas a sectores vulnerables. El proyecto permite eximir de toda responsabilidad a las empresas donantes en caso de que dichos alimentos generen cualquier daño o prejuicio; Lilita defendía este proyecto. Por su parte Margarita Stolbizer – diputada por GEN y eterna enemiga política de Carrió- se manifestó al respecto: “Lo que se está votando es gravísimo. No se resuelve el problema del hambre con lo que sobra, mucho menos cuando hay riesgo. Está muy bien la donación de alimentos. Lo que es incorrecto es pretender la nula responsabilidad del donante en caso de que el alimento, por una cuestión de vencimientos, termine matando a un chiquito.”

Quien se mostró más punzante y “chicanero” frente al proyecto impulsado por Carrió fue el diputado por Libres del Sur, Federico Masso. “Es lindo escuchar a alguna diputada planteando que hoy los argentinos que viven por debajo de la línea de la pobreza tendrían que agradecerle a las grandes de cadenas de supermercados por donar toneladas de alimentos para que los pobres de este país les tengan que agradecer” Y profundizó: “Eso se llama hipocresía”. Carrió interrumpió al diputado y salió a contestar diciendo que “no estamos privatizando la alimentación, estamos diciendo que la segmentación alimentaria es del Estado en todos sus aspectos” Luego, agregó: “Ahora, si alguien que le sobra ve a otro para que coma en condiciones de salubridad, ¿no puede donar? Estamos todos locos. Hay un progresismo estúpido que cree que es preferible que vayan a buscar a la bolsa de basura en vez de tener los alimentos de marca. Estoy harta del progresismo estúpido. ¿Quieren que se mueran de hambre o que donen al banco de alimento?

Cuando se estaba pasando al próximo tema, Carrió se levantó de su asiento para insultar a Masso y retirarse del recinto con saludos irónicos. Esto despertó la indignación de la oposición quienes abandonaron la Cámara y dejaron sin quorum la sesión. Federico Masso tomo la palabra y planteó: “Pido respeto porque yo me he ganado el respeto de todas las bancadas, no podemos permitir que una diputada, porque crea que es la mejor, que es omnipotente, venga a tratar de estúpido a un colega.” Para cerrar, el jefe del interbloque Cambiemos, Marco Negri pidió disculpas “por si alguien interpretó que hubo una ofensa personal” y consideró al enojo como “legítimo” pero no así a las “sobreactuaciones” ya que “descalifican a quienes nos han insultado durante 12 años.

.https://twitter.com/elisacarrio/status/928427466653360134

La bochornosa sesión tomo presencia en los medios de comunicación y los intercambios siguieron vía twitter. Carrió se atajó de sus dichos en 120 caracteres: “Estúpido/da es una persona necia o falta de inteligencia. Lean el diccionario de la Real Academia Española. No es un insulto.” A lo cual Federico Masso contestó: “Es tan soberbia @elisacarrio que en lugar de pedir disculpas, recurre aDiccionario intentando justificar su comportamiento vergonzoso. #RespetoCarrió.

La sesión se retomará el miércoles próximo.